Tanto Leonardo como Vitruvio atribuyen a la cara una longitud igual a la décima parte de la altura de un hombre.

Leonardo escribe:

<<Desde el nacimiento del pelo hasta la punta de la barbilla es la décima parte de la altura de un hombre(...)>>

Mientras que Vitruvio, a su vez, afirma:

<<(...) el rostro, desde la barbilla hasta la parte mas alta de la frente, donde están las raíces del pelo, mida una décima parte de su altura total.>>

 


Pincha sobre la imagen para agrandar

 

Cristóbal Chaves Piñeiro, Uxía Marinha Padín Padín